Consejos para ahorrar gasolina

1. No pises el acelerador para arrancar.

La tecnología te permite arrancar tu auto sin necesidad de que aceleres para darle marcha; hacer esto después de un alto total provoca que consumas un 50 % más de combustible.


2. Realiza los cambios de velocidad adecuadamente.

No esperes a que el motor se esfuerce de más; cambia la velocidad conforme avanzas.


3. No pises el acelerador hasta el fondo.

Si aceleras repentinamente forzarás al motor para que vaya más rápido y, por lo tanto, necesitará más gasolina para realizar este esfuerzo. Por ello es recomendable que aproveches la inercia del coche y pises suavemente el acelerador para ahorrar combustible.

4. No frenes en seco.

Si la velocidad es uniforme te mantendrá con estabilidad, además de que ahorrarás gasolina y evitarás el desgaste excesivo de frenos y neumáticos.


5. Cierra las ventanas y los quemacocos.

De esta manera evitarás la formación de turbulencias y fricción, que provocan que tu vehículo haga mayor esfuerzo por avanzar.


6. Evita el peso extra.

A mayor carga tu auto tiene que realizar mayor esfuerzo para andar y con ello requiere más combustible que lo impulse. En caso de ser necesario, reparte el peso equitativamente dentro del vehículo.


7. Mantén tus neumáticos inflados.

Si las llantas están infladas correctamente son más seguras, duran más y mejoran el rendimiento de la gasolina. Se recomienda revisar los niveles cada 15 días.

Si no sabes cuál es la presión adecuada para tu vehículo, en la puerta del piloto puedes verificar la tabla.


8. Apaga el motor.

Si te detienes más de un minuto, el consumo de gasolina en ese tiempo de espera es considerablemente elevado: de .5 a .7 litros por hora.

9. Afina el motor.

Mantén tu auto afinado y con su servicio general al corriente. Un mantenimiento adecuado y periódico disminuirá el consumo de combustible. No olvides llevar el auto a revisión cada 6 meses o cada 5,000 km.